Ayer a la 1am recibi una llamada del Centro Oncologico Heriberto Peiter, era a mi papa, que, a traves de su carrera como medico le ha dedicado a tiempo completo, dicha labor, su funcion de Nefrologo(el que trata de los problemas renales y de los riñones), el tambien trabaja como Director del Depto. De Nefrologia del Hospital de Herrea. Tambien mi mama por el mismo camino tambien es Doctora Radioterapeuta y Oncologa (que trata a los pacientes con cancer), que tambien ofrece sus servicios en el “Oncologico” y en Radonic.

De ellos dependen la vida de muchas personas y tambien muchas le han agradecido haberle salvado la vida, es una pena saber que como medico, al paciente que estas tratando le queda poco tiempo de vida y que se lo tienes que decir de alguna forma, que eso es lo fuerte.

Incluso mi papa le advirtio a un señor (de esos tercos que no le gustan ir a chequiarse) que se realizara una dialisis lo mas urgente posible, y al cabo de tres meses se entera que fallece.

Me imagino el sin numero de personas que han tratado y saben que se van a morir, como por ejemplo lo que sucedio el sabado que llamaron para preguntarle a mi papa por el nombre de una paciente que habia tratado y este habia fallecido, a mi solo me quedo darle el numero del celular por que en ese momento no estaba.

Y que me dicen de mi mama? que a diario trata cientos de pacientes con cancer, cancer en el utero, cancer de mama, cancer de prostata, etc, tumores, etc. Muchas veces me preguntan que como puede vivir mi mama sabiendo que esta tratando a personas que tienen muy poco tiempo de vida.

Ayer en la noche fue diferente… ayer me di cuenta de como verdaderamente trabajan los medicos..