River gana el super clasico

La victoria superclásica fue un alivio para un River que hace siete partidos que no conocía la victoria y había sufrido el cambio de entrenador (el fin de semana pasada se fue Ángel Cappa). Para Boca la derrota fue el punto final al ciclo de Borghi, que ya estaba acabado antes de empezar el clásico, y seguramente significará la profundización de una crisis de larga data.

Boca resumió en noventa minutos todo lo malo que mostró durante todo el Apertura 2010: apatía futbolística y anímica. No generó ni una chance de gol en todo el partido ni logró dar más de cuatro pases seguidos.

Via Ticespor.com

PS: Les dije que soy de Boca?… Bueno eso…