Un día como hoy, hace 38 años, fue asesinado el coronel y ex presidente Francisco Caamaño Deñó, quien desde el derrocamiento del profesor Juan Bosch, el 25 de septiembre de 1963, formaba parte de un movimiento revolucionario que buscaba el retorno de la constitucionalidad.

El 3 de febrero de 1973, nueve hombres desembarcaron en la playa caracoles al sur del país, con la intención de iniciar un frente guerrillero contra el gobierno de Joaquín Balaguer, al frente al grupo estaba el coronel Francisco Alberto Caamaño.

Trece días después del desembarco el 16 de febrero, las fuerzas armadas anunciaron la muerte de Caamaño junto a dos de sus compañeros en el paraje Nizaíto sección la Orma de San Jose de Ocoa.Además de los dos combatientes caídos junto a él, acompañaron al comandante en su proyecto guerrillero.

Luego de una intensa persecución entre las montañas de la Cordillera central, para finales de marzo las Fuerzas Armadas anunciaron la eliminación del foco guerrillero quedando como únicos sobrevivientes: Hamlet Hermann Pérez, Claudio Caamaño Grullón y Toribio Peña Jáquez, los cuales tiempo después salieron para el exilio

Esta cruz marca el lugar exacto donde fue ejecutado Francisco Alberto Caamaño Deñó, trece días después de que él junto a 8 expedicionarios desembarcaran en Playa Caracoles el 3 de Febrero de 1973. El mítico Coronel de Abril decidió levantarse en armas contra el Gobierno de Joaquín Balaguer, no solo porque lo consideraba ilegítimo, sino por la gran cantidad de jóvenes revolucionarios que fueron eliminados durante sus primeros 7 años de gobierno.

La eliminación física de Francisco Caamaño era cónsona con el modo operativo de los órganos represivos de “los doce años”. El prestigio de Caamaño era tal que llevarlo preso a santo Domingo suponía una gran amenaza para la estabilidad del gobierno, pero además para las elecciones del año siguiente (que eventualmente ganó Balaguer).

Con la muerte del coronel Francisco Alberto Caamaño Deño a los 41 años de edad, desapareció una de las figuras más importante de la historia dominicana del siglo XX.
El coronel Caamaño es para los dominicanos el héroe que restauró la soberanía de la República. Es considerado como una de las figuras más importantes en el país, llevando los ideales de los padres de la Patria, de Gregorio Luperón, Gregorio Urbano Gilbert, y otros patriotas dominicanos.

Textos Via

Fotos