El primero de agosto de cada año, la ciudad de Varsovia se paraliza totalmente durante un minuto, el tiempo pareciera detenerse pero no la memoria, como forma de recordar el alzamiento contra los nazis de gueto, una manera de rememorar y dar respeto a aquellas personas que dieron su vida en la guerra.

Via Viralizzer.com